Hepatitis Autoinmune | Información Básica.

el

Autor.
Barcia Poveda Carlos, Lic.
PickleMED | Director & Productor.
picklemed@gmail.com

Objetivo Principal.

Describir en base a criterios técnicos y bibliográficos el nivel de complejidad de la Hepatitis Autoinmune como cuadro patológico que compromete a la fisiología hepática.

Resumen.

La hepatitis crónica autoinmune sin tratamiento evoluciona hacia la cirrosis hepática. Se trata de una enfermedad en muchos casos agresiva, fundamentalmente en la variante de tipo II y también en las personas de edad más avanzada en el momento de comenzar la enfermedad. Esta hepatitis puede evolucionar a la cronicidad. Se suele tardar en su diagnóstico, puesto que los síntomas son inespecíficos (cansancio, dolores articulares, etc.) y las alteraciones analíticas pueden ser poco marcadas; Asimismo, se ha postulado la acción de algunos productos de herbolario. Sin embargo, no hay ninguna evidencia segura de que sean los responsables de la enfermedad; la hepatitis crónica autoinmune sin tratamiento evoluciona hacia la cirrosis hepática. Se trata de una enfermedad en muchos casos agresiva, fundamentalmente en la variante de tipo II y también en las personas de edad más avanzada en el momento de comenzar la enfermedad.

Palabras Claves: hígado, infección, virus, enfermedad.

Abstract.

Untreated chronic autoimmune hepatitis progresses to liver cirrhosis. It is an aggressive disease in many cases, mainly in the type II variant and also in the elderly at the time the disease begins. This hepatitis can evolve into chronicity. It is usually late in its diagnosis, since the symptoms are nonspecific (tiredness, joint pain, etc.) and the analytical alterations can be little marked; Likewise, the action of some herbal products has been postulated. However, there is no sure evidence that they are responsible for the disease; Untreated chronic autoimmune hepatitis progresses to liver cirrhosis. It is an aggressive disease in many cases, mainly in the type II variant and also in the elderly at the time the disease begins.

Key Words: liver, infection, virus, disease.

1. Validación Teórica & Bibliográfica | PickleMED.

1.1. Validación Teórica.

Es la inflamación del hígado que sucede cuando las células inmunitarias confunden a las células normales del hígado con invasores dañinos y las atacan. La hepatitis crónica autoinmune sin tratamiento evoluciona hacia la cirrosis hepática. Se trata de una enfermedad en muchos casos agresiva, fundamentalmente en la variante de tipo II y también en las personas de edad más avanzada en el momento de comenzar la enfermedad, por lo que esa evolución hacia la cirrosis puede ocurrir en muy pocos años. Cuando los pacientes presentan una cirrosis hepática pueden tener, además, ascitis (líquido en la cavidad abdominal) y encefalopatía hepática (estado de confusión mental). El 60% de los pacientes tiene anticuerpos antinucleares y anticuerpos antimúsculo liso. Más del 80% de los casos tiene un aumento de las gammaglobulinas en sangre.

1.2. Validación Bibliográfica.

Según la MayoClinic (2019) menciona que; La hepatitis autoinmunitaria es la inflamación del hígado que se produce cuando el sistema inmunitario del cuerpo ataca las células hepáticas. No se sabe con claridad cuál es la causa exacta de la hepatitis autoinmunitaria pero, al parecer, los factores genéticos y ambientales con el tiempo interactúan y ocasionan la enfermedad (…) Un trasplante de hígado puede ser una opción cuando la hepatitis autoinmunitaria no responde a los tratamientos farmacológicos o en los casos de enfermedad hepática avanzada (…) Sin embargo, cuando se diagnostica y se trata a tiempo, es posible controlarla con medicamentos que inhiben el sistema inmunitario, (MayoClinic, 2019).

Sin embargo la ASSCAT (2019) nos indica que; La enfermedad es poco frecuente, puede presentarse como una hepatitis aguda grave, como una hepatitis crónica o como una cirrosis, y se caracteriza porque mejora con medicamentos inmunosupresores. La presencia de anticuerpos antinucleares y su similitud con varios síntomas del lupus eritematoso sistémico hizo que se etiquetara hace años como hepatitis lupoide. Posteriormente, se demostró que esta enfermedad no estaba relacionada con el lupus, de manera que, actualmente, se denomina hepatitis autoinmune. Esta hepatitis puede evolucionar a la cronicidad. Se suele tardar en su diagnóstico, puesto que los síntomas son inespecíficos (cansancio, dolores articulares, etc.) y las alteraciones analíticas pueden ser poco marcadas, (Asociación Catalana de Pacientes Hepáticos, 2019).

No obstante Herrero, J. (2020) nos indica que; Se han descrito tres variantes de la enfermedad, cada una con un patrón algo distinto en los análisis y una evolución también diferente, más agresiva en la hepatitis crónica autoinmune tipo II (…) La hepatitis crónica autoinmune sin tratamiento evoluciona hacia la cirrosis hepática. Se trata de una enfermedad en muchos casos agresiva, fundamentalmente en la variante de tipo II y también en las personas de edad más avanzada en el momento de comenzar la enfermedad, por lo que esa evolución hacia la cirrosis puede ocurrir en muy pocos años (…) Es común la existencia de aumento del tamaño del hígado, llamado hepatomegalia, y, cuando existe enfermedad avanzada pueden aparecer otros síntomas secundarios, como aumento del tamaño del bazo, ascitis y otros. En las mujeres jóvenes no es infrecuente la aparición de amenorrea (ausencia de menstruaciones), acné facial, hirsutismo y estrías en la piel, (Herrero, J., 2020).

1.2.1. Datos Conceptuales.

Sintomatología.

Los signos y síntomas de la hepatitis autoinmune varían de una persona a otra y pueden aparecer de forma repentina. Algunas personas presentan pocos problemas reconocidos, o no presentan ninguno, en la etapa temprana de la enfermedad, mientras que otras experimentan signos y síntomas que pueden incluir:

  • Fatiga
  • Malestar abdominal
  • Color amarillento en la piel y la parte blanca de los ojos (ictericia)
  • Agrandamiento del hígado
  • Vasos sanguíneos anormales en la piel (angiomas aracniformes)
  • Sarpullidos
  • Dolores de las articulaciones
  • Ausencia de periodos menstruales

Según Herrero J. (2019) menciona que; En un pequeño grupo de pacientes, la hepatitis autoinmune, especialmente la hepatitis autoinmune tipo II, puede presentarse junto con otras enfermedades de origen autoinmune como las enfermedades inflamatorias intestinales, enfermedades endocrinológicas (tiroiditis) y enfermedades reumáticas (artritis reumatoide, síndrome de Sjogren y esclerosis sistémica), (Herrero, J., 2020).

Clasificación.

  • Hepatitis autoinmune tipo 1. Este tipo de la enfermedad es el más frecuente. Puede ocurrir a cualquier edad. Aproximadamente la mitad de las personas con hepatitis autoinmune tipo 1 tienen otros trastornos autoinmunes, como la enfermedad celíaca, la artritis reumatoidea o la colitis ulcerosa.
  • Hepatitis autoinmune tipo 2. Aunque los adultos pueden desarrollar hepatitis autoinmune tipo 2, es más frecuente en niños y jóvenes. Otras enfermedades autoinmunes pueden acompañar a este tipo de hepatitis autoinmune.

Causas.

Según la ASSCAT (2019) nos menciona que; No se conocen las causas, pero se piensa que puede haber una predisposición genética, ya que muchas veces afecta a personas con familiares que tienen enfermedades autoinmunes. Se ha sugerido que algunos agentes ambientales tóxicos o microbianos podrían ser los factores precipitantes del inicio de la enfermedad. Así, se ha implicado a virus que ocasionan diferentes enfer­medades como el sarampión o el virus de la mononucleosis o el virus de la hepatitis A. También se ha atribuido a algunos fármacos, entre ellos, algunos que se utilizan para reducir el colesterol como la pravastatina y la atorvastatina. Asimismo, se ha postulado la acción de algunos productos de herbolario. Sin embargo, no hay ninguna evidencia segura de que sean los responsables de la enfermedad, (Asociación Catalana de Pacientes Hepáticos, 2019).

Grupos de Riesgo.

  • Se trata de una enfermedad no muy frecuente, ya que supone en torno a un 10% de todas las hepatitis crónicas.
  • Afecta con mayor frecuencia a mujeres que a varones.
  • En cuanto a la edad, existen dos periodos en los que es más frecuente, uno en adolescentes o adultos jóvenes, entre los 15 y los 25 años, y otro en adultos en edad media, entre los 45 y los 60 años.

Factores de Riesgo.

(MayoClinic, 2019).

  • Ser mujer. Aunque tanto hombres como mujeres pueden desarrollar hepatitis autoinmune, la enfermedad es más común en las mujeres.
  • Antecedentes de ciertas infecciones. La hepatitis autoinmune puede desarrollarse después de haberse infectado con sarampión, herpes simple o el virus de Epstein-Barr. La enfermedad también se relaciona con la infección por hepatitis A, B o C.
  • Predisposición genética. Según la evidencia, es posible heredar una predisposición a la hepatitis autoinmune.
  • Tener una enfermedad autoinmune. Es posible que las personas que ya padecen una enfermedad autoinmune, como enfermedad celíaca, artritis reumatoidea o hipertiroidismo (enfermedad de Graves o tiroiditis de Hashimoto) tengan más probabilidades de desarrollar hepatitis autoinmune.

Criterios Diagnósticos.

Según la ASSCAT (2019) nos indica que; El diagnóstico se basa en datos clínicos y analíticos y también en la biopsia hepática en la que, en general, hay unas alteraciones muy sugestivas de la enfermedad. Son especialmente importantes para el diagnóstico la presencia de anticuerpos antinucleares, antimúsculo liso o antihígado-riñón (LKM1). Estos últimos anticuerpos se presentan en el tipo 2 de hepatitis autoinmune que es muy poco frecuente, y predomina en niños. También hay un aumento de las globulinas gamma. Deben excluirse otras enfermedades hepáticas, como hepatitis víricas, enfermedad de Wilson, hemocromatosis, deficiencia de alfa-1-antitripsina y hepatitis inducida por fármacos. La biopsia hepática es importante, tanto para el diagnósti­co como para el pronóstico de la enfermedad. Los hallazgos histológicos pueden mostrar desde la presencia de signos histológicos propios de la hepatitis autoinmune, hasta cambios que indican progresión de la enfermedad como la presencia de fibrosis y, finalmente, una cirrosis hepática, (Asociación Catalana de Pacientes Hepáticos, 2019).

Complicaciones.

  • Venas agrandadas en el esófago (várices esofágicas). Cuando la circulación por la vena porta está bloqueada, la sangre puede regresar por otros vasos sanguíneos, principalmente los del estómago y esófago. Los vasos sanguíneos tienen paredes delgadas y, debido a que llevan más cantidad de sangre que la que deben transportar, tienen más probabilidades de romperse y sangrar. El sangrado masivo en el esófago o el estómago a través de estos vasos sanguíneos es una emergencia potencialmente mortal que requiere atención médica inmediata.
  • Líquido en el abdomen (ascitis). La enfermedad hepática puede causar la acumulación de grandes cantidades de líquidos en el abdomen. La ascitis puede ser molesta y puede interferir en la respiración; normalmente es un signo de cirrosis avanzada.
  • Insuficiencia hepática. Se produce cuando el daño extenso en las células del hígado impide que el hígado funcione correctamente. En este punto, se necesita un trasplante de hígado.
  • Cáncer de hígado. Las personas con cirrosis tienen un mayor riesgo de desarrollar cáncer de hígado.

Referencias Bibliográficas.

  1. Asociación Catalana de Pacientes Hepáticos. (14 de Octubre de 2019). Hepatitis Autoinmune. Recuperado el 23 de Julio de 2020, de Asociación Catalana de Pacientes Hepáticos: https://asscat-hepatitis.org/hepatitis-no-viricas/hepatitis-autoinmune/
  2. Herrero, J. (2020). Hepatitis Autoinmune. Recuperado el 23 de Julio de 2020, de Clinica Universidad de Navarra: https://www.cun.es/enfermedades-tratamientos/enfermedades/hepatitis-autoinmune
  3. MayoClinic. (15 de Enero de 2019). Hepatitis Autoinmune. Recuperado el 23 de Julio de 2020, de MayoClinic: https://www.mayoclinic.org/es-es/diseases-conditions/autoimmune-hepatitis/symptoms-causes/syc-20352153
Fecha de Publicación: 2020/Julio/23; Autor. Barcia Poveda Carlos, Lic.; ORCID. https://orcid.org/0000-0003-0542-4796 ; EnlaceWEB: https://picklemed.com/ ; Contacto: picklemed@gmail.com
PickleMED | Barcia 2020.
Código de Registro | PickleMED. PMCB307