Rinitis | Información Básica.

Autor.
Barcia Poveda Carlos, Lic.
PickleMED | Director & Productor.
picklemed@gmail.com

Objetivo Principal.

Describir en base a criterio profesional y aporte bibliográfico referencial el nivel de complejidad de la rinitis como cuadro patológico asociado al sistema respiratorio y su comprometida fisiología.

Resumen.

La rinitis puede ser aguda (de corta duración) o crónica (de larga duración). Es frecuente que la rinitis aguda sea consecuencia de infecciones víricas, pero puede producirse también por alergias, bacterias u otras causas. La rinitis crónica suele ocurrir junto con la sinusitis crónica (rinosinusitis crónica) se caracteriza por secreción nasal y congestión, y suele aparecer a causa de un resfriado común o de una alergia estacional; las pruebas científicas no son concluyentes, y se precisan más estudios para demostrar la eficacia de la inmunoterapia sublingual; La rinitis alérgica se manifiesta también con estornudos frecuentes, flujo nasal transparente, acuoso y lagrimeo constante. Los desencadenantes de los síntomas de la rinitis no alérgica varían y pueden incluir ciertos olores o irritantes en el aire, cambios en el clima, algunos medicamentos, ciertos alimentos y enfermedades crónicas. El diagnóstico de rinitis no alérgica se realiza después de descartar una causa alérgica. Esto puede requerir análisis de sangre o de alergias en la piel.

Palabras Claves: enfermedad, respiratoria, secreciones, inflamación.

Abstract.

Rhinitis can be acute (short-lived) or chronic (long-lasting). Acute rhinitis is often the result of viral infections, but it can also be caused by allergies, bacteria, or other causes. Chronic rhinitis usually occurs in conjunction with chronic sinusitis (chronic rhinosinusitis) characterized by a runny nose and congestion, and is usually caused by a common cold or seasonal allergy; scientific evidence is inconclusive, and more studies are needed to demonstrate the efficacy of sublingual immunotherapy; Allergic rhinitis also manifests itself with frequent sneezing, clear, watery nasal discharge, and constant watery eyes. Non-allergic rhinitis symptom triggers vary and can include certain odors or irritants in the air, changes in the weather, some medications, certain foods, and chronic illnesses. The diagnosis of non-allergic rhinitis is made after ruling out an allergic cause. This may require blood tests or skin allergy tests.

Key Words: disease, respiratory, secretions, inflammation.

1. Validación Teórica & Bibliográfica | PickleMED.

1.1. Validación Teórica.

La rinitis es una inflamación del revestimiento mucoso de la nariz, caracterizada clínicamente por uno o más síntomas: rinorrea, estornudo, prurito (picor) nasal, congestión nasal, drenaje (secreción) postnasal. El paciente suele presentar, además, los ojos congestionados, que escuecen y lagrimean con profusión. Puesto que toda la mucosa de la nariz está congestionada, el paciente no puede respirar libremente y con facilidad, por lo que no es de extrañar que la mucosa de los senos maxilares y frontales esté también congestionada. Ello podrá favorecer las sinusitis, afecciones muy habituales en estos pacientes, que les provocan frecuentes dolores de cabeza, malestar general y, dependiendo de la persona, cambios de carácter e irritabilidad. En todos los casos de rinitis las guías clínicas recomiendan el empleo de lavados nasales, tanto en población pediátrica como adulta, para un mejor control de síntomas y como terapia adyuvante a otros medicamentos, posicionándose en las rinitis crónicas como tratamiento de primera elección.

1.2. Validación Bibliográfica.

Según la MayoClinic (2019) menciona que; La rinitis no alérgica implica estornudos crónicos o una nariz congestionada y que gotea sin causa aparente. Los síntomas de la rinitis no alérgica son similares a los de la rinitis alérgica (fiebre del heno), pero sin los signos habituales de una reacción alérgica (…) Los desencadenantes de los síntomas de la rinitis no alérgica varían y pueden incluir ciertos olores o irritantes en el aire, cambios en el clima, algunos medicamentos, ciertos alimentos y enfermedades crónicas (…) El diagnóstico de rinitis no alérgica se realiza después de descartar una causa alérgica. Esto puede requerir análisis de sangre o de alergias en la piel, (MayoClinic, 2019).

No obstante Barcia, C. (2020) nos hace una mención referencial para indicarnos que; la inmunoterapia sublingual ha demostrado ser un tratamiento efectivo en niños con rinitis y asma causadas por sensibilización a alérgenos estacionales (como la alergia al polen) y actualmente su uso en varios países europeos supera al de la inmunoterapia subcutánea clásica. En el caso de las sensibilizaciones provocadas por alérgenos perennes (que se manifiestan durante todo el año, tales como la alergia a los ácaros del polvo, pelo de animales, etc.) las pruebas científicas no son concluyentes, y se precisan más estudios para demostrar la eficacia de la inmunoterapia sublingual; La rinitis alérgica se manifiesta también con estornudos frecuentes, flujo nasal transparente, acuoso y lagrimeo constante todos estos síntomas sobre todo en las mañanas, esto hace que disminuyan las actividades diarias de las personas provocando malestares, comúnmente confundidos con un resfriado simple, a diferencia que un resfriado viene acompañado de fiebre y temperaturas y no va más allá de una o dos semanas, (Barcia, C., 2020).

Sin embargo Fried, M. (2017) indica que; La rinitis puede ser aguda (de corta duración) o crónica (de larga duración). Es frecuente que la rinitis aguda sea consecuencia de infecciones víricas, pero puede producirse también por alergias, bacterias u otras causas. La rinitis crónica suele ocurrir junto con la sinusitis crónica (rinosinusitis crónica) (…) se caracteriza por secreción nasal y congestión, y suele aparecer a causa de un resfriado común o de una alergia estacional, (Fried, M., 2017).

De acuerdo a lo anterior mencionado la I.O.M (2020) La rinitis es una patología caracterizada por la inflamación de la mucosa nasal, también conocida como revestimiento mucoso. Esta enfermedad se clasifica según un variado grupo de indicadores, definiendo finalmente su tipo en base a la evolución y a la etiología del caso (…) Según la evolución, nos encontramos con la rinitis aguda y crónica. Se considera aguda cuando se corrige en un periodo inferior a 6 meses. Por otro lado, viene a ser crónica cuando los síntomas están presentes por un tiempo superior a 6 meses. En líneas generales, el otorrinolaringólogo buscará corregir los síntomas y aplicar tratamiento específico si conoce la causa. Descongestivos y corticoides de aplicación tópica mejoran de manera general los síntomas. Para las rinitis como la alérgica resuelven eficazmente los antihistamínicos, (Institulo de Otorrinolaringologia y Cirugia de Cabeza, Cuello de Madrid, 2020).

1.2.1. Datos Conceptuales.

Clasificación.

Rinitis alérgica.- La rinitis alérgica se produce por una reacción del sistema inmunitario del organismo ante un factor ambiental desencadenante. Los desencadenantes ambientales más frecuentes son el polvo, los mohos, el polen, las hierbas, los árboles y los animales. Tanto las alergias estacionales como las alergias durante todo el año pueden provocar rinitis alérgica. El médico puede diagnosticar una rinitis alérgica basándose en los antecedentes de los síntomas de la persona. A menudo hay antecedentes familiares de alergia. Los análisis de sangre o las pruebas cutáneas permiten obtener información más detallada.

Rinitis no alérgica.- La congestión nasal puede aliviarse tomando descongestivos como la oximetazolina o la fenilefrina en forma de aerosol nasal, o pseudoefedrina por vía oral. Estos fármacos, que no requieren receta médica, causan el estrechamiento (constricción) de los vasos sanguíneos de la membrana mucosa. Los aerosoles nasales solo deben utilizarse durante 3 o 4 días, porque después de ese periodo de tiempo, cuando los efectos de los fármacos se desvanecen, la membrana mucosa suele inflamarse incluso más que antes. Dicho fenómeno se denomina congestión de rebote. Los antihistamínicos ayudan a controlar la secreción nasal, pero algunos causan somnolencia y la mayoría causan otros problemas, especialmente en las personas de edad avanzada (ver Fármacos y envejecimiento). Los antibióticos no son eficaces para el tratamiento de la rinitis vírica aguda.

Sintomatología.

Los síntomas que ocurren poco después de estar en contacto con la sustancia a la cual usted es alérgico pueden ser:

  • Picazón en la nariz, la boca, los ojos, la garganta, la piel o en cualquier área
  • Problemas con el olfato
  • Rinorrea
  • Estornudos
  • Ojos llorosos
  • Nariz tapada (congestión nasal)
  • Tos
  • Oídos tapados y disminución del sentido del olfato
  • Dolor de garganta
  • Círculos oscuros debajo de los ojos
  • Hinchazón debajo de los ojos
  • Fatiga e irritabilidad
  • Dolor de cabeza

Causas.

  • Irritantes ambientales u ocupacionales. El polvo, el esmog, el tabaquismo pasivo o los olores fuertes, como perfumes, pueden desencadenar la rinitis no alérgica. Los vapores de productos químicos, como aquellos a los que puedes exponerte en algunos trabajos, también pueden provocarla.
  • Cambios climáticos. Los cambios de temperatura o humedad pueden hacer que las membranas dentro de la nariz se inflamen y causen goteo o congestión nasal.
  • Infecciones. Una causa frecuente de la rinitis no alérgica es una infección viral, como un resfrío o la gripe, por ejemplo.
  • Alimentos y bebidas. La rinitis no alérgica puede ocurrir cuando comes, especialmente cuando comes comidas picantes o calientes. El consumo de bebidas alcohólicas también puede causar que las membranas dentro de la nariz se hinchen, lo que puede producir congestión nasal.
  • Ciertos medicamentos. Algunos medicamentos pueden causar rinitis no alérgica. Estos incluyen aspirina, ibuprofeno (Advil, Motrin IB, otros) y medicamentos para la presión arterial alta (hipertensión), como los betabloqueantes.

En algunas personas, la rinitis no alérgica también puede estar desencadenada por sedantes, antidepresivos, anticonceptivos orales o medicamentos usados para el tratamiento de la disfunción eréctil. El uso excesivo de aerosoles nasales descongestivos puede causar un tipo de rinitis no alérgica llamada rinitis medicamentosa.

  • Cambios hormonales. Los cambios hormonales debido al embarazo, la menstruación, el uso de anticonceptivos orales u otras afecciones hormonales, como el hipotiroidismo, pueden causar rinitis no alérgica.
  • Dormir boca arriba, apnea del sueño y reflujo ácido. Acostarte boca arriba por la noche mientras duermes puede causar rinitis no alérgica, al igual que la apnea obstructiva del sueño o el reflujo ácido.

Factores de Riesgo.

(MayoClinic, 2019).

Los factores que pueden aumentar el riesgo de tener rinitis no alérgica incluyen:

  • Exposición a sustancias irritantes. Si estás expuesto al smog, gases del tubo de escape o humo de tabaco — para nombrar algunas sustancias — podrías correr un mayor riesgo de presentar rinitis no alérgica.
  • Ser mayor de 20 años. A diferencia de la rinitis alérgica, que suele ocurrir antes de los 20 años, con frecuencia en la infancia, la rinitis no alérgica se presenta después de los 20 años en la mayoría de las personas.
  • Uso prolongado de aerosoles o gotas nasales descongestionantes. El uso de aerosoles o gotas nasales descongestionantes de venta libre (Afrin, Dristan, otros) durante más de algunos días puede empeorar la congestión nasal cuando el descongestionante desaparece, lo que suele llamarse congestión de rebote.
  • Ser mujer. Debido a los cambios hormonales, la congestión nasal suele empeorar durante la menstruación y el embarazo.
  • Exposición ocupacional a vapores o gases. En algunos casos, la rinitis no alérgica se desencadena por la exposición a una sustancia irritante en el aire en el lugar de trabajo (rinitis ocupacional). Algunos de los desencadenantes frecuentes son los materiales de construcción, solventes u otras sustancias químicas y gases provenientes de material orgánico en descomposición, como el compostaje.
  • Tener determinados problemas de salud. Una serie de afecciones crónicas pueden provocar rinitis o empeorarla, como el hipotiroidismo y el síndrome de fatiga crónica.
  • Estrés. El estrés emocional o físico puede desencadenar la rinitis no alérgica en algunas personas.

Medidas de Prevención.

  • Evita los factores desencadenantes. Si puedes identificar las cosas que causan o empeoran los síntomas, evitarlas puede ser fundamental.
  • No uses excesivamente los descongestionantes nasales. El uso de estos medicamentos durante más de algunos días puede hacer que empeoren los síntomas.
  • Busca un tratamiento que funcione. Si el tratamiento no funciona, consulta con tu médico. Tu médico puede hacer cambios que permitan prevenir o reducir los síntomas.

Referencias Bibliográficas.

  1. Fried, M. (Noviembre de 2017). RINITIS. Recuperado el 15 de Agosto de 2020, de Manual MSD: https://www.msdmanuals.com/es-ec/hogar/trastornos-otorrinolaringológicos/trastornos-de-la-nariz-y-de-los-senos-paranasales/rinitis
  2. Institulo de Otorrinolaringologia y Cirugia de Cabeza, Cuello de Madrid. (2020). Rinitis. Recuperado el 15 de Agosto de 2020, de Institulo de Otorrinolaringologia y Cirugia de Cabeza, Cuello de Madrid: https://www.institutoorl-iom.com/rinitis-sintomas-causas-tratamiento/
  3. MayoClinic. (16 de Marzo de 2019). Rinitis no alérgica. Recuperado el 15 de Agosto de 2020, de MayoClinic: https://www.mayoclinic.org/es-es/diseases-conditions/nonallergic-rhinitis/symptoms-causes/syc-20351229
Fecha de Publicación: 2020/Agosto/16; Autor. Barcia Poveda Carlos, Lic.; ORCID. https://orcid.org/0000-0003-0542-4796 ; EnlaceWEB: https://picklemed.com/ ; Contacto: picklemed@gmail.com
PickleMED | Barcia 2020.
Código de Registro | PickleMED PMCB324